,

La tres preguntas políticas

Para las personas vivir en comunidad tienen que responderse a estas tres preguntas políticas:
¿Quién va a mandar?
¿Cuánto de la riqueza individual debe aportarse al colectivo?
¿Vamos a valorar más la igualdad o la libertad?

,

El nacimiento de las ideologías

Desde la guerra de los 30 años (+1648) hasta el presente la política pasó a ser ideológica: además de ser una lucha por el poder, se convirtió en una lucha de visiones del mundo, por ideologías, lo que no se había dado antes.

,

Como legitimar un gobierno sin Tradición

Cuando el el siglo 16 se descartó la Tradición como forma de legitimar a un gobernante, surgieron varias teorías políticas para decidir quién debía mandar. Se pueden agrupar en dos: 1) cientifisimo: buscar una forma científica de gobernar: marxismo, nazismo, utilitarismo; y 2) voluntarismo: lo que decida un árbitro: democracias, monarquías constitucionales.

,

Las instituciones se fundamentan en la biología

instituciones biologiaLos dos instintos básicos del hombre son, como los de cualquier animal, conservar la vida y pasarla hacia adelante.

Después está el instinto de pertenecer a algo mayor que uno, pertenecer a un grupo. Esta pertenencia se busca a varios niveles. El primer nivel es el familiar y tribal. En fin de la tribu es, en el fondo, criar niños juntos, es decir apoyar a las familias.

Luego vienen las agrupaciones políticas, que llamamos pueblos, cuyo fin es la consecución y preservación de recursos. Este último nivel se puede ir replicando, añadiendo una capa sobre otra hasta llegar al Estado moderno y a las instituciones multinacionales.

¿Es mejor ser probre o rico?

Los que están en la cima de las pirámides sociales se sienten constreñidos por las exigencias de su cargo y las expectativas de la sociedad. Envidian la vida tranquila de los que están debajo.  Los que están abajo envidian el poder y el prestigio de los que están arriba. Moraleja: no sueñes con que la felicidad está en mover tu posición social.

Adios, poder

text2image_P34483_20150803_150108[1]Si, en estas próximas décadas, acaba aceptándose la idea de que la Naturaleza tiene una dinámica propia, es decir, se auto-organiza, esto provocará una cambio en nuestra visión del poder.

Hasta ahora hemos visto el poder como la mejor forma de hacer un mundo mejor, porque vemos el mundo como una masa inerte que hay que moldear.  Y vemos el poder como la fuerza que lo moldea. Pero cuando se acepte que tanto la Naturaleza (física), como la historia de la humanidad (libertad) tienen una dinámica (una orientación) interna, se reducirá nuestra obsesión con el poder como camino para cambiar el mundo.

Hitler el gran educador

Hitler el gran educadorLa confianza ilimitada en la educación, propia de la modernidad, proviene de ignorar lo que depende el hombre de la Naturaleza.

Fueron grandes creyentes en la educación: Stalin, Lenin, Mao, Hitler, Mussolini y, sobre todo Pol Pot.  En general, la gente que creen que se puede hacer un hombre nuevo desde dentro. Aquí se encuadra la ideología del género, que postula que ser hombre o mujer se aprende, no se nace.

Las tribus modernas son ideológicas

En la antigüedad, las tribus se definían por lugares de origen, o por pertenecer al mismo gobernante. Desde la modernidad las tribus de definen por la creencia en el mismo tipo de mundo: por la ideología.