El fracaso de la medicina occidental

text2image_V57916_20150730_122626Como toda la ciencia moderna, la medicina occidental es ‘analítica’, que significa que, para entender la realidad, la divide en sus componentes, que mira por separado.

Este tipo de pensamiento no sirve para ‘sistemas complejos’, donde todas las partes tienen que estar a la vez para funcionar. Los seres vivos y las sociedades son sistemas complejos. La forma correcta de conocerlos no es el análisis sino la síntesis: entender el todo primero.

De la medicina occidental, lo que sobrevivirá serán las herramientas, la técnica, pero no la capacidad de diagnosticar ni, mucho menos, de curar.