Solo la riqueza necesaria enriquece
,

Solo la riqueza necesaria enriquece

La única riqueza que te ayuda a ser más, es la riqueza que necesitas (la necesaria) para hacer ‘lo que tienes que hacer’ (incluyendo descansar), es decir, para vivir tu vocación.

Riqueza son los insumos que necesitamos para nuestra misión. Tener más de lo que necesitamos, incluyendo las reservas razonables, no nos hace más ricos: es un desperdicio. Y el que desperdicia, hace más pobre a otros y se hace él más pobre.