Posts

Las civilizaciones con mayores logros han sido las más centralizadas (desde la casa del Faraón, al gobierno americano o chino) ¿Podemos inferir de esto que es mejor delegar muchos poderes al Estado central?

Es evidente que se puede hacer mayores obras humanas cuantos más voluntades haya envueltas. En este sentido, los grandes presupuestos de los estados modernos permiten proponerse metas (explorar el espacio) implanteables a menor escala.

Pero “hacer cosas grandes” es tan solo una de las dimensiones del desarrollo humano. La otra dimensión es “ayudar a los más cercanos a que alcancen su fin”, que cada grupo esté pendiente del bienestar y crecimiento de sus miembros. Es un yin yang masculino-femenino que es la clave para vivir bien: la conquista y las grandes hazañas, por un lado, y el cuidado de la casa, por otro. Como todo yin yang o dialéctica, no pueden darse los dos a la vez, pero tampoco puede darse uno sin el otro.

Una civilización, que solo cultiva su lado masculino, de lograr proezas, sin valorar el cuidado de lo local, es una civilización desequilibrada, condenada a caer.

La lección a sacar de esto es que debemos detectar qué tareas de la actividad comunitaria se hacen mejor a nivel central y delegarlas confiadamente al Estado central o grupos de estados, y qué cosas se hacen mejor a nivel familar, tribal y local.

De lo contrario, la pretensión de construir grandes estados o imperios nos puede matar .

¿Se ve mejor de cerca o de lejos?

¿Se ve mejor de cerca o de lejos?

De cerca se aprecian detalles, que no se ven a distancia. De lejos se ven relaciones con el entorno, que no se aprecian de cerca.

El conocimiento verdadero se alcanza a través de un yin yang entre la experiencia directa y la especulación separada.

Fue un error de la Modernidad apostar por uno de estos movimientos olvidando el otro; pensar que sólo en las partes se consigue la verdad, y no también en el todo.

Open and Censored: the yin yang of a successful culture

The secret for the success of Wikipedia is not to be open (a lot of webpages are open to anybody to write in) but to be a combination of Open + Edited: open but controlled (censored) and standardized.

This is also the key of sucess of a culture. For example, United States 1850-1950: anyone can come, but this is our lifestyle our standards. Roman Empire fell when not enough persons were enough convinced of the Roman values to impose them to an increasingly open society.

And, as with any yin yang or dialectic, you cannot compensate one with the other, both have to be in place.

Deduction (steping on previous truths and making an inference) is the only way to be certain of a proposition. But certainty is not the same as knowledge.

Induction, on the other hand, is the proposal of a general principle, based on the regularity of a some observations.

Deduction (the use of logic) makes me very certain, but adds very little knowledge to me: the deducted truth is already into the previous ones (the premises).

Induction let me jump on completely new truths. But, who can guarantee that “swans are white” just because all that I have seen, happen to be white? Induction gives me joy of novelty, but, seldom, the comfort of certainty.

The moral of this story is: knowledge, as any human growth operation (like love, or virtue) can on be achieved “dialectically”, zigzaging between opposites. Forget about finding an optimun.